Volver

Comprar Islay online

Islay es una isla de las Hébridas Interiores – en la costa occidental de Escocia. Tradicionalmente ha sido una zona de importante elaboración de whisky. Por esta razón Islay constituye por ...

Leer más

Vinos por página 12 24 36
Vinos por página 12 24 36

Islay

Islay es una isla de las Hébridas Interiores – en la costa occidental de Escocia. Tradicionalmente ha sido una zona de importante elaboración de whisky. Por esta razón Islay constituye por si sola una región productora con características propias.

Los maltas de Islay se distinguen muy fácilmente. Sus aromas a mar, a humo hacen que sean fáciles de identificar y provoquen reacciones muy diversas. No obstante cada una de las ocho destilerías activas de la isla presenta unas características individuales a tener en cuenta:

Ardbeg: Uno de los iconos de Islay. Un whisky poderoso con notas de mar, muy ahumado con presencia de notas cítricas.
Bowmore: Mezcla las notas a mar con otras más vegetales y de fruta.
Bruichladdich: Esta destilería intenta hacer bandera de la innovación. Su malta es menos ahumado los otros Islay. Aun así presenta una gran variedad de embotellamientos con características muy diferentes.
Bunnahabhain: El más suave de los Islay. Presenta aromas vegetales y de frutos secos, las notas marinas quedan en un segundo plano.
Caol Ila: Algo más ligero que los Islay del sur presenta notas ahumadas con un toque oleoso y en ocasiones especiado.
Kilchoman: La más nueva de las destilerías de la zona – se construyó en 2005. Es una destilería–granja que realiza todo el proceso de producción. Sus whiskys, todavía jóvenes, son ahumados y equilibrados.
Lagavulin: Seco, ahumado y complejo. Quizá el Islay más popular en estas latitudes.
Laphroaig: Un clásico de Islay, ahumado, medicinal, yodado… Su malta siempre ha sido especial: durante la ley seca americana llegó a introducirse en los Estados Unidos como “desinfectante”.

Islay es una isla de las Hébridas Interiores – en la costa occidental de Escocia. Tradicionalmente ha sido una zona de importante elaboración de whisky. Por esta razón Islay constituye por si sola una región productora con características propias.

Los maltas de Islay se distinguen muy fácilmente. Sus aromas a mar, a humo hacen que sean fáciles de identificar y provoquen reacciones muy diversas. No obstante cada una de las ocho destilerías activas de la isla presenta unas características individuales a tener en cuenta:

Ardbeg: Uno de los iconos de Islay. Un whisky poderoso con notas de mar, muy ahumado con presencia de notas cítricas.
Bowmore: Mezcla las notas a mar con otras más vegetales y de fruta.
Bruichladdich: Esta destilería intenta hacer bandera de la innovación. Su malta es menos ahumado los otros Islay. Aun así presenta una gran variedad de embotellamientos con características muy diferentes.
Bunnahabhain: El más suave de los Islay. Presenta aromas vegetales y de frutos secos, las notas marinas quedan en un segundo plano.
Caol Ila: Algo más ligero que los Islay del sur presenta notas ahumadas con un toque oleoso y en ocasiones especiado.
Kilchoman: La más nueva de las destilerías de la zona – se construyó en 2005. Es una destilería–granja que realiza todo el proceso de producción. Sus whiskys, todavía jóvenes, son ahumados y equilibrados.
Lagavulin: Seco, ahumado y complejo. Quizá el Islay más popular en estas latitudes.
Laphroaig: Un clásico de Islay, ahumado, medicinal, yodado… Su malta siempre ha sido especial: durante la ley seca americana llegó a introducirse en los Estados Unidos como “desinfectante”.

Bodegas destacadas