Impulsada por Alfonso Chacón y Belarmino Fernández, personajes sin parangón, con auténtica pasión por el vino y siempre dispuestos a la aventura. Canopy es una bodega pionera en el redescubr...

Leer más

Bodega: Canopy

Impulsada por Alfonso Chacón y Belarmino Fernández, personajes sin parangón, con auténtica pasión por el vino y siempre dispuestos a la aventura. Canopy es una bodega pionera en el redescubrimiento del potencial que atesoran las garnachas de la sierra de Gredos, en concreto, en el marco de la D.O. Méntrida. En la zona norte de la D.O.P Méntrida (Toledo), bajo la influencia de la Sierra de Gredos, a 750 metros de altitud, se encuentra la Sierra de San Vicente entre los valles del Tiétar y el Tajo.

Practicando una agricultura ecológica y respetando al máximo la uva, elaboran vinos pensados desde la viña. Su viticultura mínimamente intervencionista, permite a los suelos siliceo-graníticos expresarse en plenitud y conseguir que potencia y elegancia vayan de la mano consiguiendo unos vinos singulares.

"Pensamos en los vinos desde las viñas y trasladamos la peculiaridad de cada una a la copa".
Para ello en noviembre de 2003 iniciaron la búsqueda de viejas viñas de Garnacha y Syrah en las que sustentar su proyecto. Fue en la región de Méntrida, concretamente en El Real de San Vicente, situado en las estribaciones sur de la Sierra de Gredos, donde localizaron viejos viñedos de Garnacha, ubicados a una altura entre 750 y 895 metros de altitud, sobre suelos graníticos cultivados en vaso con edades comprendidas entre los 60 y los 95 años.
Mientras, en el pueblo de Camarena a 575 metros de altitud, plantadas sobre suelo arenoso encontraron viñas de Syrah en espaldera de 30 años perfectas para sus fines.
En otro pueblo, Ventas de Retamosa, a 618 metros de altitud encontramos una vieja viña de Garnacha blanca, siendo una de las pocas de esta variedad que quedan en el centro de España.

Distinguiendo suelos, orientaciones, alturas y edades de las cepas, estos inquietos viticultores han descubierto, en poco más de un lustro, parcelas de viñedo viejo que han sabido interpretar en una peculiar gama de vinos, tan diferenciados como seductores.

Impulsada por Alfonso Chacón y Belarmino Fernández, personajes sin parangón, con auténtica pasión por el vino y siempre dispuestos a la aventura. Canopy es una bodega pionera en el redescubrimiento del potencial que atesoran las garnachas de la sierra de Gredos, en concreto, en el marco de la D.O. Méntrida. En la zona norte de la D.O.P Méntrida (Toledo), bajo la influencia de la Sierra de Gredos, a 750 metros de altitud, se encuentra la Sierra de San Vicente entre los valles del Tiétar y el Tajo.

Practicando una agricultura ecológica y respetando al máximo la uva, elaboran vinos pensados desde la viña. Su viticultura mínimamente intervencionista, permite a los suelos siliceo-graníticos expresarse en plenitud y conseguir que potencia y elegancia vayan de la mano consiguiendo unos vinos singulares.

"Pensamos en los vinos desde las viñas y trasladamos la peculiaridad de cada una a la copa".
Para ello en noviembre de 2003 iniciaron la búsqueda de viejas viñas de Garnacha y Syrah en las que sustentar su proyecto. Fue en la región de Méntrida, concretamente en El Real de San Vicente, situado en las estribaciones sur de la Sierra de Gredos, donde localizaron viejos viñedos de Garnacha, ubicados a una altura entre 750 y 895 metros de altitud, sobre suelos graníticos cultivados en vaso con edades comprendidas entre los 60 y los 95 años.
Mientras, en el pueblo de Camarena a 575 metros de altitud, plantadas sobre suelo arenoso encontraron viñas de Syrah en espaldera de 30 años perfectas para sus fines.
En otro pueblo, Ventas de Retamosa, a 618 metros de altitud encontramos una vieja viña de Garnacha blanca, siendo una de las pocas de esta variedad que quedan en el centro de España.

Distinguiendo suelos, orientaciones, alturas y edades de las cepas, estos inquietos viticultores han descubierto, en poco más de un lustro, parcelas de viñedo viejo que han sabido interpretar en una peculiar gama de vinos, tan diferenciados como seductores.

Datos principales
Año de fundación:
2003
Producción total:
43.000
Propietario
Belarmino Fernández y Alberto Chacón