Vinos de Santiago Ruiz

La familia de Santiago Ruíz ya elaboraba vino desde finales del S.XIX y él continuó con la tradición. No fue hasta que se jubiló cuando se dedicó por completo a su pasión por el vino....

Leer más

Bodega: Santiago Ruiz

La familia de Santiago Ruíz ya elaboraba vino desde finales del S.XIX y él continuó con la tradición. No fue hasta que se jubiló cuando se dedicó por completo a su pasión por el vino. Elaborador y divulgador, Santiago Ruiz es respetado tanto por su trayectoria como por su compromiso con la tierra.

Firme defensor en el uso de las variedades autóctonas de O Rosal, Santiago Ruiz pudo por fin dedicarse a su verdadera vocación cumplidos los 70, tras su jubilación como vendedor de maquinaria y seguros navales. Apasionado del trabajo en bodega, su innata curiosidad le llevó a centrarse en mejorar el proceso de elaboración del vino blanco gallego, e incorporó novedosas aportaciones - el uso del frío y de depósitos de acero inoxidable - en una búsqueda constante por ennoblecer los vinos de su tierra. Santiago Ruiz fue reconocido universalmente como el Padre del Albariño.

En 1984, Santiago Ruiz materializa su pasión y funda su bodega, donde elabora un vino blanco que será uno de los primeros en incorporar etiqueta. Convencido de la bondad de su vino, se convirtió en el primer embajador de Rías Baixas, que dio a conocer por todos los rincones. Pronto, a Santiago Ruiz se le reconoció como uno de los pioneros en la renovación del viñedo en Galicia y, como homenaje a su esfuerzo, el nombre de Santiago Ruiz lo lleva con orgullo su propia calle, la bodega que fundó y el vino que mantiene vivo su carácter.

Hoy la familia continúa con su legado y con su vínculo con los vinos blancos de O Rosal. Como reconocimiento a su labor viticultora Rosa Ruiz, la hija menor de Santiago, cede orgullosa su nombre para bautizar el primer vino diferente desde los orígenes de la bodega, un Albariño 100% de cepas viejas plantadas por sus antepasados al pie de la bodega antigua.

La familia de Santiago Ruíz ya elaboraba vino desde finales del S.XIX y él continuó con la tradición. No fue hasta que se jubiló cuando se dedicó por completo a su pasión por el vino. Elaborador y divulgador, Santiago Ruiz es respetado tanto por su trayectoria como por su compromiso con la tierra.

Firme defensor en el uso de las variedades autóctonas de O Rosal, Santiago Ruiz pudo por fin dedicarse a su verdadera vocación cumplidos los 70, tras su jubilación como vendedor de maquinaria y seguros navales. Apasionado del trabajo en bodega, su innata curiosidad le llevó a centrarse en mejorar el proceso de elaboración del vino blanco gallego, e incorporó novedosas aportaciones - el uso del frío y de depósitos de acero inoxidable - en una búsqueda constante por ennoblecer los vinos de su tierra. Santiago Ruiz fue reconocido universalmente como el Padre del Albariño.

En 1984, Santiago Ruiz materializa su pasión y funda su bodega, donde elabora un vino blanco que será uno de los primeros en incorporar etiqueta. Convencido de la bondad de su vino, se convirtió en el primer embajador de Rías Baixas, que dio a conocer por todos los rincones. Pronto, a Santiago Ruiz se le reconoció como uno de los pioneros en la renovación del viñedo en Galicia y, como homenaje a su esfuerzo, el nombre de Santiago Ruiz lo lleva con orgullo su propia calle, la bodega que fundó y el vino que mantiene vivo su carácter.

Hoy la familia continúa con su legado y con su vínculo con los vinos blancos de O Rosal. Como reconocimiento a su labor viticultora Rosa Ruiz, la hija menor de Santiago, cede orgullosa su nombre para bautizar el primer vino diferente desde los orígenes de la bodega, un Albariño 100% de cepas viejas plantadas por sus antepasados al pie de la bodega antigua.

Datos principales
Año de fundación:
1984
Propietario
Rosa Ruiz